Slider

Apple pie vestidos de fiesta.

1 dic 2019


Seguramente, si alguien nos pregunta el color de la navidad todos diríamos que de color rojo. Está claro que luego cada uno tiene sus preferidos. Blancos, dorados, verdes ... pero el rey siempre será el rojo.





Cada año, uso una paleta de colores diferentes para decorar la casa en navidad y para vestir la mesa dependiendo de la fiesta que corresponda. Así que esta vez decidí preparar un desayuno o merienda lo más típico posible.




Muchas veces para preparar las mesas uso manteles, pero no es la única opción. Sábanas, pañuelos ... todo sirve. Esta vez he utilizado la tela de tartán, que tanto me gusta, con un fondo blanco. Es una retal que compré por metros y que voy a usar para hacer unos cojines navideños. Así que ya veis que cualquier cosa que tengáis por casa os puede servir, tanto para manteles, caminos de mesa o servilletas. 

Si a eso le añades unas tablas de madera como bajoplatos ya le das un toque muy especial a tu mesa.



Y si sirves estos apple pies con caramelo salado, te aseguro que vas a tener un desayuno o merienda memorable.

Si te apetece hacerlos, toma nota.

Ingredientes para la masa: 

600 gr de harina 
200 gr de mantequilla fría cortada a cubos pequeños
60 gr de azúcar 
60 gr de agua fría 
2 huevos
1 pizca de sal 

Ingredientes para el relleno 

2 manzanas 
50 gr mantequilla 
30 gr azúcar moreno 
1/2 cucharadita de canela 







Empezamos por preparar nuestra masa tamizando la harina en un bol grande. Añadimos el azúcar y la pizca de sal y removemos bien. 

A continuación añadimos la mantequilla y el huevo batido. Lo mezclamos todo con las manos intentando hacerlo durante el  mínimo tiempo posible. Quedará una especie de migas. A continuación le añadimos el agua y lo volvemos a mezclar con las manos hasta que nos quede una masa compacta donde se vean los trocitos de mantequilla. 



La envolvemos en  papel film y la llevamos a la nevera durante una hora. 

Mientras tanto prepararemos el relleno. Pelamos las manzanas y la descorazonamos. Las cortamos en gajos finos. 

En una sartén ponemos la mantequilla. Cuando esté deshecha añadimos la manzana y el azúcar moreno. Cuando el azúcar se haya diluido, añadimos el caramelo salado y la media cucharadita de canela. Lo dejamos cocer a fuego medio durante 15 minutos. Dejamos entibiar. 

Precalentamos el horno a 180 grados. Con calor arriba y abajo. 

Sacamos la masa de la nevera y la ponemos entre dos papeles de horno. Con un rodillo la afinamos hasta que tenga unos dos o tres cm de grosor. 

Con uno de nuestros molde, usándolo de cortapasta, iremos cortando nuestra masa en círculos. Calculando siempre que tenemos que hacer siempre el doble de círculos que los moldes que usaremos. Uno para la base y otro para cubrirlo. 

Engrasamos con mantequilla los moldes y los forramos con la masa. 

Disponemos las manzanas por encima de cada uno de ellos y lo regamos con el caramelo que nos ha quedado en la sartén. Le ponemos otro circulo de masa para que haga de tapa y cerramos bien los bordes. Yo he usado un cuchillo para marcar los bordes. 

Pincelamos nuestros pies con huevo y los llevamos al horno durante 30 minutos. 

Tenemos que ir vigilando, porque cada horno es un mundo, pero al estar el relleno cocinado, solo hay que controlar que la masa esté doradita. 

Los sacamos del horno y los dejamos enfriar durante diez minutos. Pasado este tiempo los desmoldamos y los dejamos en una rejilla hasta que estén completamente fríos. Aunque ya os digo que a mi me encantan tibios. 





Luego si os apetece, para presentarlos podéis usar unas tiras de tela y unas cucharillas de madera para acabar de rematar la presentación. 

Espero que os guste!!!








1 comentario:

  1. ohhh, Inés es una magnífica idea de presentación ����
    sitagiotrgio

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario. Gracias a ti todavía estoy aquí!!

Con la tecnología de Blogger.
Theme Designed By Hello Manhattan
|

Your copyright

@inesdedomingojuan 2020. Todos los derechos reservados